Skip to main content
Vida Catòlica julio 20, 2023

Hoy celebramos a San Apolinar mártir, el tenaz obispo de Rávena

San Apolinar, también conocido como San Apolinar Mártir, fue un obispo y mártir cristiano del siglo II. Su festividad se celebra el 20 de julio. Es especialmente venerado en la ciudad de Rávena, en Italia, donde fue obispo.

Algunos detalles sobre la vida de San Apolinar están rodeados de leyendas y tradiciones, y la información histórica concreta sobre él puede ser limitada. Según las fuentes, San Apolinar nació en Antioquía (en la actual Turquía) y fue discípulo del apóstol Pedro, quien lo ordenó como obispo y lo envió a Rávena para propagar el cristianismo en esa región.

San Apolinar llevó a cabo su ministerio episcopal con gran celo y dedicación. Sin embargo, debido a su fe y la predicación cristiana, sufrió persecución durante el gobierno del emperador romano Vespasiano. Según la tradición, fue sometido a diversos tormentos, pero se mantuvo firme en su fe hasta su martirio, que según la leyenda, ocurrió mediante la decapitación.

Se dice que después de su martirio, su cuerpo fue sepultado en Rávena, y en su honor, se erigió una iglesia que lleva su nombre, la Basílica de San Apolinar en Classe, que aún se puede visitar en la ciudad.

San Apolinar es considerado un ejemplo de valentía y tenacidad en la defensa de la fe cristiana, y su festividad es celebrada por los católicos y algunas otras denominaciones cristianas. Durante siglos, ha sido venerado como un santo y un intercesor poderoso para aquellos que buscan fuerza en su propia fe.

Si te gustó, por favor comparte!

Secciones

Más Leídos

Lecturas del Viernes de la 2ª semana de Cuaresma


Lectura del libro del Génesis (37,3-4.12-13a.17b-28):

ISRAEL amaba a José más que a todos los otros hijos, porque le había nacido...


Sal 104,16-17.18-19.20-21

R/. Recordad las maravillas que hizo el Señor V/. Llamó al hambre sobre aquella tierra: cortando...


Lectura del santo evangelio según san Mateo (21,33-43.45-46):

EN aquel tiempo, dijo Jesús a los sumos sacerdotes y a los ancianos del pueblo:...

Leer todas las lecturas