Skip to main content
mayo 23, 2023

S. JUSTINO, FILÓSOFO Y MÁRTIR

San Justino, también conocido como Justino Mártir, fue un filósofo y apologista cristiano de los primeros siglos de la era cristiana. Nació alrededor del año 100 d.C. en Flavia Neápolis, una ciudad de la provincia romana de Samaria (en la actualidad, Nablus, en Cisjordania). Murió como mártir alrededor del año 165 d.C. en Roma.

Justino nació en una familia pagana y desde joven se interesó por la filosofía, buscando respuestas a las grandes cuestiones de la existencia. Estudió diversas escuelas filosóficas, como el estoicismo, el pitagorismo y el platonismo, en su búsqueda de la verdad.

Un encuentro con un anciano cristiano y una profunda reflexión le llevaron a abrazar la fe cristiana. Justino encontró en el cristianismo una respuesta satisfactoria a sus interrogantes filosóficos y una guía moral para vivir una vida plena y en comunión con Dios.

Justino se convirtió en un defensor y apologista del cristianismo, utilizando su formación filosófica y su agudeza intelectual para argumentar en favor de la verdad del cristianismo frente a sus detractores. Escribió varias obras, entre las más conocidas se encuentran su «Apología Primera» y su «Diálogo con Trifón».

En sus escritos, Justino defendió la creencia en un solo Dios, la divinidad de Jesucristo, la resurrección de los muertos y la moralidad cristiana. También refutó los ataques y calumnias dirigidos contra los cristianos, buscando establecer un diálogo constructivo y mostrar la compatibilidad entre la fe cristiana y la razón.

A pesar de sus esfuerzos por promover el cristianismo pacíficamente, Justino fue arrestado y llevado ante el prefecto romano. Fue interrogado y desafiado a renunciar a su fe, pero se mantuvo firme en su convicción. Fue condenado a muerte y martirizado junto con varios de sus compañeros.

San Justino es venerado como mártir y apologista. Es considerado uno de los Padres de la Iglesia y uno de los primeros filósofos cristianos. Su defensa de la fe y su testimonio valiente hasta la muerte han dejado un legado duradero en la historia del cristianismo. Su fiesta se celebra el 1 de junio.

Si te gustó, por favor comparte!

Secciones

Más Leídos

Lecturas del Sábado de la 1ª semana de Cuaresma


Lectura del libro del Deuteronomio (26,16-19):

MOISÉS habló al pueblo, diciendo: «Hoy el Señor, tu Dios, te manda que cumplas estos...


Sal 118,1-2.4-5.7-8

R/. Dichoso el que camina en la voluntad del Señor V/. Dichoso el que, con vida...


Lectura del santo evangelio según san Mateo (5,43-48):

EN aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos: «Habéis oído que se dijo: “Amarás a...

Leer todas las lecturas