Skip to main content
agosto 8, 2023

S. AGAPITO, MÁRTIR DE PALESTRINA

San Agapito fue un mártir cristiano que vivió en el siglo III d.C. y es venerado como santo en la Iglesia Católica. Aquí tienes información sobre su vida y martirio:

  1. Origen y vida temprana: San Agapito nació en Palestrina, una antigua ciudad ubicada en la región de Lacio, Italia. No se tiene mucha información sobre su vida temprana y su familia.
  2. Conversión al cristianismo: Agapito se convirtió al cristianismo en una época en la que el cristianismo aún era perseguido en el Imperio Romano. A pesar del peligro, abrazó la fe cristiana y se dedicó a vivir una vida de virtud y santidad.
  3. Martirio: Durante la persecución de los cristianos bajo el emperador romano Aureliano, San Agapito fue arrestado y llevado ante las autoridades locales. Se le ordenó renunciar a su fe y adorar a los dioses romanos, pero él se negó a hacerlo. Permaneció firme en su fe y proclamó su lealtad a Cristo hasta el final.
  4. Ejecución: Debido a su negativa a renunciar al cristianismo, San Agapito fue condenado a muerte. Se dice que fue sometido a diversos tormentos antes de ser decapitado por su fe en Cristo. Su martirio tuvo lugar en Palestrina, alrededor del año 275 d.C.
  5. Veneración: Después de su martirio, San Agapito fue venerado como mártir y santo en la Iglesia Católica. Su tumba se convirtió en un lugar de peregrinación y devoción. Su fiesta se celebra el 18 de agosto en el calendario litúrgico.

San Agapito es recordado como un valiente testigo de la fe cristiana que prefirió morir antes que renunciar a su creencia en Cristo. Su martirio es un ejemplo de la fidelidad y el valor de los primeros cristianos que enfrentaron la persecución y la muerte por mantener su fe en tiempos difíciles. Su legado perdura en la memoria de los fieles que lo veneran como santo y mártir de la Iglesia Católica.

Si te gustó, por favor comparte!

Secciones

Más Leídos

Lecturas del Lunes de la VIII Semana del Tiempo Ordinario. San Agustín de Canterbury, obispo


Lectura de la primera carta del apóstol san Pedro (1,3-9):

Bendito sea Dios, Padre de nuestro Señor Jesucristo, que en su gran misericordia, por la...


Sal 110,1-2.5-6.9ab.10c

R/. El Señor recuerda siempre su alianza Doy gracias al Señor de todo corazón, en compañía...


Lectura del santo evangelio según san Marcos (10,17-27):

En aquel tiempo, cuando salía Jesús al camino, se le acercó uno corriendo, se arrodilló...

Leer todas las lecturas